El Quijote y el Gabo, los ingeniosos hidalgos del idioma español.

 A propósito del Día Mundial del Idioma Español

GGM-Caricatura7

El mundo llega en el 2014 a la hermosa efeméride profundamente compungido, justo al concluirse las honras fúnebres de otro grande del idioma español, el colombiano Gabriel García Márquez, Nobel de Literatura, y autor de otro Quijote, al decir de reconocidas voces que han visto en la obra mayor del hijo de Aracataca, Cien años de soledad, la novela del continente americano.

Notables referencias nos deja el Gabo, a propósito de nuestro idioma, sobre todo cuando ante la tirada de un millón de ejemplares de Cien años… en el 2007, se dirigió a los delegados del IV Congreso Internacional de la Lengua Española, acaecido en Cartagena de Indias, Colombia, para negar que la proeza editorial pudiera “tratarse de un reconocimiento a un escritor”.

“Este milagro —apuntó entonces—  es la demostración irrefutable de que hay una cantidad enorme de personas dispuestas a leer historias en lengua castellana, y por lo tanto un millón de ejemplares de Cien años de soledad no son un millón de homenajes al escritor que hoy recibe, sonrojado, el primer libro de este tiraje descomunal. Es la demostración de que hay millones de lectores de textos en lengua castellana esperando, hambrientos, de este alimento”.

“Una descomunal muchedumbre hambrienta de lectura, de textos en lengua castellana” fue el resultado de la creación de la obra donde se suceden los Buendía. Estos lectores —explicaba sin presumir por ello el Gabo— “son hoy una comunidad que si viviera en un mismo pedazo de tierra, sería uno de los veinte países más poblados del mundo”.

Con estas palabras aludía a la gran cantidad de seres humanos que apasionados por la lectura “tienen un alma abierta para ser llenada con mensajes en castellano”, por lo cual el “desenfreno” ocurrido a partir de la publicación de la novela significaba un reto para los profesionales del idioma.

“El desafío es para todos los escritores, todos los poetas, narradores y educadores de nuestra lengua, para alimentar esa sed y multiplicar esta muchedumbre, verdadera razón de ser de nuestro oficio y, por supuesto, de nosotros mismos”.

El homenaje al idioma español comenzó a celebrarse en 1926 en Valencia, por iniciativa  del escritor Vicente Clavel Andrés; más tarde se extendería por España para finalmente adoptarse en 1964, hace 50 años, por todos los países hispanohablantes.

Valgan estas máximas de García Márquez —que vivirá eternamente en su obra, y que dignificó el idioma español con su auténtico verbo— para enorgullecernos de nuestra lengua materna y de los hijos de la literatura que escribiendo en esta lengua nos han hecho mejores y más felices.

Tomado del periódico Granma

http://www.granma.cu/cultura/2014-04-23/dos-milagros-en-espanol

Anuncios
Esta entrada fue publicada en América Latina, Bélgica, Cuba, Cultura, Europa, Sociedad y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a El Quijote y el Gabo, los ingeniosos hidalgos del idioma español.

  1. Pingback: El Quijote y el Gabo, los ingeniosos hidalgos del idioma español. | Noticias de mi Tierra

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s